Tag: sociedad

Consumo cultural: Entre el gris de lo alternativo

Tomado de CubaxDentro

Michael Jackson Hospitalized In Los Angeles

István Ojeda Bello

Tomado de Soy Cuba

¿Cuál es la naturaleza de eso que los adolescentes ven o escuchan fuera de los mecanismos «formales»? ¿Son una competencia o una opción válida frente a los medios de comunicación?

Casi siempre vienen tras algo en específico. Por ejemplo ya se acabó La Voz Kid y ellos me preguntan ¿qué tienes similar a eso? o parecido a Parodiando.

Nadie podría decir cuando comenzó pero ya hoy la programación de los canales de televisión, los cines o la radio dejaron de ser la principal fuente de la cual los adolescentes y jóvenes obtienen películas, series, telenovelas o música. De hecho hay quien asegura que muchos se han desconectado por completo de las propuestas institucionales.

El más reciente estudio sobre las actividades que realizan los jóvenes y la satisfacción que les reporta confirmó esa certeza. Los resultados demuestran que, aunque ver televisión es lo segundo que más hacen (lo primero es escuchar música), el consumo cultural a través de DVD, VCD, VHS, computadoras e Iphones es la segunda actividad que más satisfacción reporta a este sector poblacional.

Más información

Conversación con Bertha Mojena del blog “Apuntes desde Cuba”

nodo-50ESTUVIMOS EN CUBA

Con Bertha, de “Apuntes desde Cuba”, hablamos sobre el nacimiento de Blogosfera Cuba, sobre su blog, sobre la participación de las mujeres en la blogosfera cubana, etc..

- Blog “Apuntes desde Cuba”.

Luisa Cuevas Raposo. Cuéntanos como nace Blogosfera Cuba.

Bertha Mojena. La comunidad Blogosfera Cuba surge inicialmente de un grupo de jóvenes que tenían acceso a internet, a las redes sociales y crearon sus propias plataformas personales para dar su visión de Cuba al mundo. Estos jóvenes tuvieron además inquietudes para conocerse desde el punto de vista personal y empezaron a realizar actividades fuera del ambiente virtual, en espacios sociales, públicos y en actividades en ámbitos sociales.
Quizá uno de los ejemplos más reciente fue el año antepasado el encuentro que se llamó el
1er Encuentro Nacional de Blogueros, en la Universidad de Matanzas, impulsado por el blog Joven Cuba, que son 3 jóvenes universitarios que lanzaron la idea de reunirse blogueros de todas las provincias del país o al menos una selección de quienes tuvieran interés en hacerlo.
Desde el punto de vista logístico no podían juntarlos a todos y la Universidad de Matanzas le dio el espacio para que se reunieran ahí durante 3 días. Compartieran, discutieran sobre la blogosfera cubana, sobre contenidos, cómo ayudarse en términos de acceso a internet, de programas informáticos, cómo mejorar las conexiones tecnológicas desde las que cada uno se conectaba y podía bloguear …
¿Qué les unía a todos esos jóvenes desde el punto de vista de los contenidos?, incluso desde el punto de vista ideológico. A todos les une, que es también el referente inicial de Blogosfera, les une Cuba, dar una visión de Cuba al mundo y no es la visión fuera del ámbito de los medios tradicionales de prensa, tanto cubanos, que quizás no abarcan a toda la sociedad cubana desde todas sus expectativas, desde todas las aristas, problemáticas, diversidad y heterogeneidad que es la sociedad cubana actual, que además es tan compleja de entender y que quizás se quedan un poco por debajo los medios tradicionales nuestros.
Y por otro lado los medios tradicionales extranjeros, los grandes medios de prensa que tanto tergiversan la realidad cubana, tanto la manipulan y tantas campañas mediáticas se hacen eco de ellas para generarlas desde el exterior.

Más información

Cuba es un ejemplo a nivel mundial de los Derechos Humanos

Tomado de La Cachaza

por Lis García

Lis y Ofelia

La Reverenda Doctora Miriam Ofelia Ortega Suárez, una personalidad del mundo religioso cubano, reseña sus valoraciones sobre la labor que realiza nuestra Isla a favor de los derechos humanos en todos los ámbitos de la vida
En la terraza de su casa me recibe con una sonrisa, alegre de que una joven recién graduada de Periodismo fuera a entrevistarla. “Para mi Cuba es un ejemplo a nivel mundial de los derechos humanos”, confiesa la Reverenda Doctora Miriam Ofelia Ortega Suárez (1936), Presidenta del Consejo Mundial de Iglesias para América Latina y el Caribe.
Actualmente imparto las clases de Ética y de Teología y Género en el Seminario Evangélico de Teología, de Matanzas, rememora la diputada a la Asamblea Nacional del Poder Popular en Cuba.
Tono enérgico de voz y preciso como su carácter. Alta, dulce apariencia. Vestida elegante con un juego de pantalón negro y blusa floreada. Maquillada, peinada y perfumada.Se emociona al hablar y gesticula delicadamente con sus manos.
Un platanal, junto a otros árboles frutales conforma su patio. Una pecera y macetas con plantas ornamentales son algunas de las decoraciones del lugar del encuentro, que reflejan su amor por la naturaleza y la ecología. Uno se siente a gusto al lado de Ofelia, a quien parece que conociera de toda la vida.

 
_Doctora, ¿cree usted que en Cuba se respetan los derechos humanos?
 
_Voy a empezar hablando de noviembre 20, Día de la Declaración de Derechos Humanos sobre la niñez, porque creo que nosotros escuchamos todas las declaraciones del Fondo Internacional de Emergencia de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), y si hay un país donde realmente se puede decir que los niños son protegidos y en donde la niñez es muy importante es en Cuba.
 
Cuando nos referimos a los derechos humanos, tenemos que hablar de cada ser humano y de los derechos que tienen, no solo el niño, sino todos las personas, y en Cuba los derechos de cada ciudadano han sido respetados a través de todos los años, porque tenemos derecho a la educación, a la salud, al hábitat, etc.

Estamos en un país donde se viven los derechos humanos, cada día, y se viven no solamente a un nivel superior, sino en la vida cotidiana de las personas.
 
Hay muchos países que tienen leyes, pero que luego no se cumplen. Nosotros tenemos ley, Lineamientos, nuestra Constitución, pero si se cumplen.
 

Más información

Los que vuelven

GozarComerPartirP

tomado de Cubano en primer plano

por Eduardo del Llano

El domingo 24 vi a Tanya en el Bertolt Brecht, como invitada de Osamu. Cantó tres temas: El desierto y el mar, Sobreviviendo y, naturalmente, Ese hombre está loco. La reacción del público habanero al reencontrarse con la cantante, voz líder del Monte de Espuma de Mario Daly y más tarde solista notoria, allá por los noventa, fue casi orgásmica. Y, naturalmente, todo el mundo se sabía las canciones.

Estuve presente la noche, hace ya algunos años, en que Raúl Torres, recién repatriado, cantó tímidamente algunas piezas en una peña del Fresa y Chocolate. Empezó con un par de canciones compuestas en España, que el público recibió razonablemente bien… hasta que se lanzó con Se fue. De pronto, chicos de quince años que no lo habían visto en su vida conocían la letra y la cantaron con él, y Raúl, que no podía creer lo que veía, me miró con los ojos muy abiertos, descubriendo de esa manera y tras tantos años de ausencia que su obra era parte del patrimonio musical de la nación, no por decreto ni como resultado de una campaña promocional, sino suave y dulcemente como la canción misma.

Más información

El premio de los que se quedaron

kaloian-cincuenta-veces-cuba-10-bandera

tomado de La Joven Cuba

Por Yarislay García Montero

Este no puede ser el premio de los que se quedaron. Así dice la pobre mujer cada vez que la lluvia le inunda el barrio. Lo peor es al día siguiente cuando la calle se adorna, como cualquier baño público, con las heces fecales del bodeguero, del maestro, de la arquitecta, de las amas de casas y el albañil. Pero ahí no termina la historia. El remate final llega con el cobro del sistema de alcantarillado. Sí, como si la alcantarilla cumpliera su función. ¿Ese es su premio? Yo no lo quiero tampoco. Y sabrá Dios cuántas veces, cada vez que la lluvia amenaza, se pregunta: ¿Este es mi premio?

Un simple cuestionamiento sobre las redes de alcantarillado que me hace reflexionar- inevitablemente- sobre los premios que me otorgaron. No quiero más organizaciones de masas que solo demuestran su poder de convocatoria en caso de realizarse un concierto de Buena Fe o de la agrupación del momento.

Solo pido tener una Unión de Jóvenes Comunistas -no importa con qué nombre- que me haga sentir orgullosa como aquella primera vez que integré sus filas con lágrimas en mis ojos. No quiero una organización que muera después de cada reunión, que se apague con la cotización de cada mes y que no capte a más jóvenes por miedo a trabajos voluntarios y obligaciones formales.

Una nueva Asociación de Jóvenes Rebeldes, como la de antaño, que no necesite un congreso para desnudar nuestra realidad y ser cómplices del cambio todos, no un puñado de jóvenes.

Solo quiero una economía que se refleje en mi viandero y que deje de aprobar, prohibir, volver a aprobar y seguir prohibiendo las regulaciones que alguien debió analizar consecuentemente. Una economía que sea próspera y sostenible, no en carteles y propagandas, sino que se sustente de verdad. Finanzas reales, que se simplifiquen en más calidad de vida y no en índices del Primer Mundo y trámites burocráticos.

Ay, camaroncito duro, solo te pido otra cosa, solo una. Extingue al fin el secretismo en mi país, que es casi una de esas plantas exóticas invasoras como el marabú, que inunda lo mejor de nuestro ecosistema.

A %d blogueros les gusta esto: