Archive for: noviembre 2018

La pista –de calentamiento- está prácticamente lista

tomado del blog DeporCuba

Por: Lilian Cid Escalona

En las instalaciones del Estadio Panamericano se alista, en primer lugar, la pista de calentamiento. La llamada “pistilla”, aledaña a la instalación principal, ha recibido los beneficios de una reconstrucción general que incluyó la elaboración de carrileras de saltos, la construcción de un sistema de drenaje y, por supuesto, la colocación de una nueva pista, a saber, ideal para la realización de los entrenamientos.

Alberto Juantorena, Presidente de la Federación Cubana de Atletismo (FCA) confirmó a Deporcuba que los trabajos se encuentran en fase de terminación, pendientes solo, de la “señalización de las carrileras y otras medidas”.

“El material que se ha utilizado se denomina fullfour (FULL-PU), es de fabricación china y se coloca casi de forma manual. Es muy adecuado para los entrenamientos debido su flexibilidad. La superficie que se logra no es dura, lo que garantiza la salud del atleta” – dijo el doble campeón olímpico-.

 

Las superficies de poliuretano (PU) son muy cotizada en la actualidad debido sus probadas cualidades. Entre sus ventajas se mencionan, principalmente, que es resistente y de alta durabilidad, con una elasticidad que aumenta la energía.

Juantorena consideró que esta obra es un regalo para el atletismo cubano, que llega para honrar la memoria del Comandante en Jefe Fidel Castro, el atleta mayor, principal impulsor del deporte cubano y artífice de los logros del deporte revolucionario. Y aprovechó el contexto para recordar que Fidel, al recibir a los olímpicos cubanos de Montreal 1976 en el Aeropuerto José Martí de La Habana, habló de su experiencia como corredor allá por 1946, cuando participó y ganó una competencia de 800 metros en el Estadio Universitario.

En este contacto telefónico con el también Vicepresidente de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF) conocimos que las labores en la zona de calentamiento deben culminar la semana siguiente, aunque habrá que esperar un mes para comenzar su explotación.

El atletismo cubano ha tenido que buscar estrategias para solventar la ausencia de un sitio para entrenarse en La Habana. Los trabajos de reconstrucción en el Estadio Panamericano comenzaron en el último trimestre de 2017 y desde entonces las actividades fundamentales se han trasladado al Estadio Pedro Marrero y se han complementado en el extranjero, con la realización de estancias preparatorias en México, República Dominicana y Europa.

La obra se ejecuta con la participación del Ministerio de la Construcción (MICONS) y del INDER. También ha sido decisivo el aporte de trabajadores de la Escuela Superior de Formación de Atletas de Alto Rendimiento (ESFAAR) Giraldo Córdova Cardín, sin los cuales – consideró Juantorena – el avance de estos trabajos no habría sido posible.

Pendiente queda la instalación principal, donde se debe situar una pista de la reconocida marca Mondo que desde hace algunos meses se encuentra en la isla y cuya colocación debe iniciarse próximamente, después que concluya esta primera parte.

El hombre que siempre acompañará a Marx

Tomado del Blog La Isla Desconocida

Enrique Ubieta Gómez 
Un hombre muy nombrado y no tan conocido, cumple años hoy. Su silueta aparece junto a la de Carlos Marx en banderas e insignias comunistas. De larga y espesa barba, saber enciclopédico, aspecto burgués (las fábricas de su padre, que regenteó, no solo le proporcionaron el sustento a la familia de Marx, además del propio, sino que le permitieron conocer a fondo al proletariado) y alma inquieta, Federico Engels (1820-1895) fue amigo, colaborador  y mecenas del gigante de Tréveris. La prensa burguesa intenta deshuesarlo y lo presenta como un «gentleman comunista», de amores herejes y vida mundana, muy diferente a la de su amigo.
Sin duda, el personaje es novelesco, y su conducta podría calificarse hoy de contracultural, pero en ella no puede ignorarse el hecho más relevante: Engels fue sobre todo un conocedor de la miseria que el capitalismo engendra, un estudioso de la sociedad de su tiempo y un revolucionario inclaudicable.
Desde su magistral y temprano estudio sobre la clase obrera de Inglaterra, la redacción a cuatro manos con Marx del Manifiesto Comunista, hasta el trabajo final de completamiento y edición de El Capital, ya fallecido su autor, los aportes de Engels no terminan en los textos que escribió o ayudó a escribir, porque su experiencia de vida, sus conocimientos y su sagacidad política, influyeron en Marx. Algunos de sus contemporáneos intentaron agregar su nombre a la doctrina marxista, pero él eludió la trampa: «Marx era un genio; los demás, a lo sumo, hombres de talento. Sin él la teoría no sería hoy, ni con mucho, lo que es. Por eso ostenta legítimamente su nombre».
¿Por qué lo recordamos los revolucionarios cubanos? La historia del colonialismo se entrelaza a la del capitalismo; eso que eufemísticamente llaman Modernidad, alude al proceso de formación y consolidación del nuevo sistema económico y social. Las guerras independentistas en las Américas recogen el legado de la Revolución francesa, pero José Martí comprendió desde muy temprano la contradicción implícita en ese legado. En 1871, el mismo año en que se produce el horrendo crimen contra los estudiantes de Medicina en La Habana, sentenció: «Pidieron ayer, piden hoy, la libertad más amplia para ellos, y hoy mismo aplauden la guerra incondicional para sofocar la petición de libertad de los demás». La lucha contra el colonialismo y contra el neocolonialismo, conducirían al anticapitalismo y al antimperialismo. No puede entenderse el mundo que debe ser transformado sin el conocimiento de la obra de esos dos colosos.
Cuando los marxistas doctrinales, ajenos a los graves problemas que enfrenta la humanidad, renunciaron al legado de Marx, Engels y Lenin, y se avergonzaron de haber sido sus discípulos, acaso porque la práctica que había engendrado la teoría parecía naufragar, y los ideólogos del imperialismo declaraban el fin de la Historia (y el triunfo del capitalismo), olvidaban el más elemental de sus preceptos: se es revolucionario no porque nos convenció una teoría, sino porque nos duele la injusticia, la explotación de unos seres humanos y de unos pueblos por otros, la pobreza extendida que sostiene la riqueza, el lujo y el despilfarro del 1 % de la humanidad.
Los avergonzados habían olvidado la relación primigenia y esencial del marxismo con la práctica liberadora. El marxismo es un instrumento científico, y solo la práctica puede ajustar sus desenfoques y errores de interpretación o de aplicación. En una frase de hondo sentido martiano y a la vez marxista y leninista, aclaraba Fidel en 1988: «haber interpretado de manera creadora y original el marxismo-leninismo, el no habernos dejado arrastrar por dogmas, fue lo que nos llevó a la victoria, fue lo que nos trajo hasta aquí». Y estar aquí, nos obliga también a no olvidar lo que fuimos y lo que somos.

Quizás también le interese:

“La descendencia escondida de Céspedes en Contramaestre”

tomado del blog Caracol de Agua

Por Arnoldo Fernández Verdecia. caracoldeaguaoriente@gmail.com

El 22 de enero de 1874 Carlos Manuel de Céspedes tiene la primera vista del río “Contramaestre”, en un lugar llamado “Lajial”; allí baña su cuerpo por vez primera en las frías aguas. Luego continúa camino a San Lorenzo, adonde llega el 23 de enero de 1874 a las 8:30 de la mañana. En aquel lugar encuentra su último amor en una de las pocetas del Contramaestre: Francisca Rodríguez Gómez (Panchita), una muchacha de 15 años.

De la relación de Panchita con Céspedes nació un hijo, Manuel Francisco; que no pudo llevar en vida el apellido del padre; pero era llamado cariñosamente por sus cercanos, Manuel de Céspedes. En realidad fue registrado con los apellidos de la madre en Santiago de Cuba. Con la mayoría de edad se mudó a Palma Soriano, hasta allí llegó su hermano Carlos Manuel de Céspedes y Quesada, años después y lo ayudó para que estableciera un pequeño comercio; incluso quiso iniciar un proceso legal para que adoptara el apellido de su padre, pero Manuel no quiso hacerlo por razones muy personales vinculadas al honor de su madre. Por esa razón, toda la descendencia que tiene Manuel lleva el apellido Rodríguez, cuando en verdad, por razones de sangre, debería ser “Céspedes”.

Manuel contrajo matrimonio con Ana María Estrada y tuvo seis hijos; el primero de los cuales lo llamó, Amado Oscar, en memoria del hermano fusilado en 1870. Manuel Francisco Rodríguez Gómez murió el 15 de octubre de 1921 en Palma Soriano. Un dato valioso, hasta ahora desconocido por nuestra historia, es que dos de sus retoños, José Manuel y María Carmela Rodríguez Estrada, se establecieron en el reparto San Luis (hoy Rodolfo Rodríguez ), a principios de la década del 50, del siglo XX.

José Manuel se casó en matrimonio con Artemia Benítez Ramírez. Tuvo siete hijos; Ilsis María, Milagros, Carmen, Nilda, José Manuel, Aurelio, y uno de ellos, bautizado Rodolfo, nacido el 15 de abril de 1938; sí, el del reparto que lleva su nombre;  el miembro de la célula de acción y sabotaje del Movimiento 26 de Julio en Contramaestre; el responsable de la Bandera del 26 colocada sobre el techo de la tienda “La Libertad” el 20 de mayo de 1957; el rebelde la Columna número 3 del Tercer Frente Oriental, dirigido por Juan Almeida; el lector infatigable que siempre tenía en su mochila un libro de José Martí.

Por esos azares del destino, Rodolfo Rodríguez nunca supo la verdad sobre el padre de su abuelo; lo cierto es que al caer en combate el 23 de noviembre de 1958 en el poblado del Cristo, perteneciente a Santiago, defendía orgulloso el apellido de su bisabuela Panchita. Si su abuelo Manuel hubiera legalizado aquella descendencia escondida, hablaríamos hoy de Rodolfo de Céspedes y Benítez;  y  sus hermanos no serían unos desconocidos para el pueblo de Cuba.

Quizás también le interese:

 

Tomado del Blog Matin Dihigo el Inmortal

El periódico alemán ‘Der Spiegel’, mediante ‘Football Leaks’, ha hecho público este domingo un documento que refiere una supuesta violación de las normas antidopaje por parte del defensa del Real Madrid Sergio Ramos.

El hecho referido, ocurrido en abril de este año en el partido ante el Málaga, señala que Ramos se ‘brincó’ las normas antidopaje al bañarse antes de un control, situación que está prohibida.

De acuerdo con el informe de la Agencia Española de Protección de la Salud en el Deporte (AEPSAD), con fecha de 21 de septiembre de 2018, se confirma que se produjeron los hechos que relató el diario alemán en días pasados.

En el documento se hace constar que “el jugador no tuvo permiso para ducharse, que no hizo caso de las advertencias y que esa obstaculización del control supuso una infracción muy grave”.

El informe dice lo siguiente: “El deportista Sergio Ramos García me preguntó si podía ducharse antes de hacer el control de orina ya que su equipo lo estaba esperando para el vuelo de regreso a Madrid. Le comenté que la normativa de AEPSAD no lo permitía y que no podía hacerlo. El deportista mostró su disconformidad junto con el médico del Real Madrid.

“Me comentaron que en partidos de la UEFA les dejan ducharse e incluso en liga también. Le respondí que eso lo desconocía y que aunque así hubiese sido, cosa que no creo, yo no le podía dar permiso para ducharse. El jugador no hizo casi a mis advertencias y en la ducha que hay en la sala de control del estadio del Málaga CF, se duchó (en presencia mía). Le informé que quedaría reflejado en el correspondiente informe, a lo que no le dio importancia alguna”.

Esta publicación de ‘Der Spiegel’ es una respuesta a Sergio Ramos, quien después del partido contra el Eibar se defendió de todas las acusaciones que pesan sobre él, rechazando que se haya brincado algún control antidopaje, y dijo que procedería contra los autores de dichos señalamientos.

Crónica mínima

tomado del blog La Isla Desconocida

Cristina Híjar González,
orgullosa mexicana miembro del Colectivo Híjar.
La 8º Conferencia de CLACSO en Buenos Aires fue como todos los actividades similares: cientos de ponentes, mesas paralelas y diversas sedes que impiden asistir a todo lo que uno quisiera. Los grupos de trabajo sesionaron por separado durante los últimos dos días, con intervenciones muy breves que no permitieron profundizar en ningún tema pero sí dejar apuntadas las preocupaciones o problemáticas. Sin embargo, la convivencia permitió el intercambio de ideas y proyectos que, esperemos, puedan concretarse.
Los dos primeros días el evento se realizó en un estadio en el que el auditorio, la cancha cubierta y una explanada al aire libre, fueron insuficientes para dar cabida a cientos de personas deseosas de escuchar a los invitados especiales, cosa que fue posible gracias a las pantallas gigantes que incluían un recuadro con expresivas compañeras en lenguaje de señas.
Hay algunas cosas por comentar, todas apreciaciones personales sobre lo acontecido. Por supuesto, Brasil ocupó un lugar protagonista. Ele naofue coreado más de una vez, lo mismo que el despliegue de los pañuelos verdes de las compañeras argentinas. Las participaciones de Dilma Rousseff y Cristina Fernández causaron gran expectativa, no sin razón con Macri y Bolsonaro en las presidencias. Pepe Mujica no asistió.
Dilma planteó, en su análisis, algo importante al recalcar que no se trataban de adversarios sino de enemigos, que destruyen, por ejemplo, la posibilidad de que millones de brasileños se sigan beneficiando con los médicos cubanos que serán expulsados por Bolsonaro.
Cristina fue recibida en medio de una enorme ovación y cánticos de “van a volver”, principalmente por jóvenes que refrendan su compromiso en la defensa de la democracia. Mucho más conciliadora que Dilma, hizo un recuento comparativo de lo logrado por los Kirchner contra el desastre económico-social de Macri. Recordó que ella encabezó el único gobierno que ha sido despedido por el pueblo en Plaza de Mayo y no pude evitar pensar en la bienvenida a AMLO en México. Invitó, sin embargo, a repensarse sin radicalismos (no más izquierda vs derecha), a formar un frente cívico amplio de oposición con nuevas arquitecturas institucionales.
Después de ellas, se desarrolló un amplio programa imposible de atender en su totalidad. Saludos de Podemos invitando al encuentro de los pueblos contra quienes se encuentran en todos lados por cumbres y reuniones como la del G20 en los próximos días. El homenaje al 60 aniversario de la Revolución Cubana con 2 de los 5 héroes cubanos recibidos con ovación. La lucha feminista presente en voz de varias mujeres como Rita Segato quien calificó de “crimen organizado” la esfera paraestatal de control de la vida en nuestros dolidos países “sitiados desde adentro” por la complicidad de poderes reales y de facto, como la iglesia, dueños de territorios y vidas, para acabar planteando la necesidad de desmontar el mandato de masculinidad y erigir una democracia realmente plural para no reducirse a la dictadura de la mayoría. La mesa dedicada a la lucha palestina con la conmovedora intervención de una niña y el alerta manifestado por el representante palestino ante la UNESCO respecto a que 8 de cada 10 niños palestinos quieren ser comandos suicidas. La entrega del Premio Juan Gelman al Equipo Argentino de Antropolgía Forense por sus aportes nacionales e internacionales, no por nada estuvo nuestra querida María Herrera, con las fotos de sus 4 hijos desaparecidos, como testigo silencioso y digna representante de México hoy.
Mención aparte merece la intervención de Boaventura De Sousa quien se negó a explicar la igualdad al 1% más rico de la humanidad, título de su intervención, argumentando en el sentido de que sería como pedir al cacomixtle que se vuelva vegetariano (frase tan citada por Alberto Híjar). Sin concesiones, comenzó señalando algunos “peros” fundamentales a quienes le antecedieron. A todos los felicitó y celebró peroa Dilma le sugirió un poco de autocrítica; a Cristina le hizo notar que hoy, más que nunca, es importante la distinción entre izquierda y derecha; a Álvaro García Linera le reclamó la nula referencia en su intervención, a la pachamama y al buen vivir. Perosfundamentales cuando de pensamiento crítico se trata. Siguió argumentando por la defensa de la vida señalando la necesidad de tomar el poder para transformar al mundo y transformar al poder para poderlo hacer. Recalcó la importancia insustituible de las calles como escenario de disputa y confrontación entre distintos proyectos de futuro y la necesidad de asumir esta lucha desde “la razón caliente” o en palabra de los indígenas ecuatorianos: corazonando.
Caracterizó la dominación del  siglo XXI con la triada capitalismo-colonialismo-patriarcado y la necesidad de unirnos para superar las luchas fragmentadas. Epistemologías del sur y ecología de saberes, herramientas y recursos fundamentales nacidos al calor de nuestras luchas. Advirtió que en el futuro, los crímenes financieros y los ambientales serán los crímenes de lesa humanidad por castigar. Hizo mención a la Comuna de Oaxaca de 2006 señalando su importancia aún no advertida como ameritaría, en tanto ensayo de poder popular que duró más que la Comuna de París y finalizó invitando a transformarnos en “rebeldes competentes” para generar un gran proyecto alternativo de alternativas al desastre mundial actual.
La mesa de Brasil con excandidatos de oposición a la presidencia y a la vicepresidencia fue muy bien recibida. No pudo estar Haddad por enfrentar ya un proceso judicial pero sí los muy jóvenes Boulos y Manuela D’Avila, ubicados a la izquierda del PT. Al grito de ¡Lula libre! Se pusieron unas máscaras con el rostro del expresidente ahora preso. Boulos invitó a perder el miedo y a mantener viva la esperanza citando a Frei Betto y a Galeano cuando refirió a un grafiti que decía: “dejemos el pesimismo para tiempos mejores”.
México ausente. Dentro de los premios CLACSO 2018, la antropóloga y feminista mexicana María Mercedes Olivera, fue reconocida con uno. Fuera de eso, nada. Si uno ve los títulos de las mesas, podríamos haber estado en varias, por ejemplo: “derecho a la información” con nuestros más de 110 periodistas asesinados pero también con nuestras muchas radios comunitarias; “contra el patriarcado”, con nuestras muertas y asesinadas todos los días; “la lucha por la paz y la justicia” con nuestros cerca de 40,000 desaparecidos y 200,000 muertos sin verdad ni justicia; “poder ciudadano y justicia” con nuestros múltiples empeños organizativos en lucha en todos los ámbitos de la vida social… Bien señaló el representante cubano de ALBA movimiento: “la práctica va por delante de la academia”.
Me reservo compartir mis sensaciones y sentimientos dolidos pero sí señalo que me resulta increíble. No sé si es porque no tenemos dignos representantes en ciencias sociales, lo cual dudo, o porque el comité organizador nos dejó afuera, a México, el país solidario con exilios de todo tipo a lo largo del siglo XX, desde Sandino hasta todo el cono sur, la preparación de la expedición en el Granma, las revoluciones centroamericanas, etc. Y no solo, el México actual tan necesitado de solidaridades y empatía frente a la brutal crisis de violencia que enfrentamos a todo nivel. A 50 meses de la desaparición forzada de nuestros 43, de los miles amorosa y tenazmente buscados por los cientos de colectivos de familiares, de las caravanas migrantes, de nuestras mujeres y niñas asesinadas todos los días, de nuestros defensores de la tierra y sus recursos perseguidos, encarcelados y asesinados y suma y sigue… no hubo resonancia en el foro latinoamericano por excelencia, no porque no existan sino porque alguien, algunos, algunas, no nos incluyó. Y duele.
Jamás minimizaría lo que pasó y está pasando en Argentina y Brasil, ni comparo cifras del horror porque todxs y cada unx cuentan. María Herrera, su hijo y un compañero que la acompañaban pensaron que tendría oportunidad de dar un mensaje, no fue así, como subió la bajaron, ni siquiera fue presentada. Ante esto, imposible no pensar que los muchos llamados a la fraternidad latinoamericana, se quedaron cortos con nuestro que-herido país. ¿La solidaridad es la ternura de los pueblos? Un sabor amargo me acompaña en estos días a pesar de repartir postales de nuestros antimonumentos, aprovechar cualquier oportunidad para informar a queridxs compañerxs, hacer mención a nuestra memoria herida en este 2018: los 50 años de la masacre de Tlatelolco;  los 20 años de la masacre del Charco en Guerrero en donde fueron asesinados por el ejército 11 indígenas campesinos y un estudiante de sociología de la UNAM, Ricardo Zavala; Erika Zamora, estudiante del CCH, permaneció 4 años presa. Y, hoy 26, ya llevamos más de 1500 días y noches esperando a los 43 estudiantes detenidos-desaparecidos de Ayotzinapa y exigiendo verdad, justicia y castigo a los responsables, que por nosotros no quede.
¡Viva México en lucha!
Buenos Aires, 26 de noviembre 2018.

Quizás también le interese:
A %d blogueros les gusta esto: