Tag: atletismo

La pista –de calentamiento- está prácticamente lista

tomado del blog DeporCuba

Por: Lilian Cid Escalona

En las instalaciones del Estadio Panamericano se alista, en primer lugar, la pista de calentamiento. La llamada “pistilla”, aledaña a la instalación principal, ha recibido los beneficios de una reconstrucción general que incluyó la elaboración de carrileras de saltos, la construcción de un sistema de drenaje y, por supuesto, la colocación de una nueva pista, a saber, ideal para la realización de los entrenamientos.

Alberto Juantorena, Presidente de la Federación Cubana de Atletismo (FCA) confirmó a Deporcuba que los trabajos se encuentran en fase de terminación, pendientes solo, de la “señalización de las carrileras y otras medidas”.

“El material que se ha utilizado se denomina fullfour (FULL-PU), es de fabricación china y se coloca casi de forma manual. Es muy adecuado para los entrenamientos debido su flexibilidad. La superficie que se logra no es dura, lo que garantiza la salud del atleta” – dijo el doble campeón olímpico-.

 

Las superficies de poliuretano (PU) son muy cotizada en la actualidad debido sus probadas cualidades. Entre sus ventajas se mencionan, principalmente, que es resistente y de alta durabilidad, con una elasticidad que aumenta la energía.

Juantorena consideró que esta obra es un regalo para el atletismo cubano, que llega para honrar la memoria del Comandante en Jefe Fidel Castro, el atleta mayor, principal impulsor del deporte cubano y artífice de los logros del deporte revolucionario. Y aprovechó el contexto para recordar que Fidel, al recibir a los olímpicos cubanos de Montreal 1976 en el Aeropuerto José Martí de La Habana, habló de su experiencia como corredor allá por 1946, cuando participó y ganó una competencia de 800 metros en el Estadio Universitario.

En este contacto telefónico con el también Vicepresidente de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF) conocimos que las labores en la zona de calentamiento deben culminar la semana siguiente, aunque habrá que esperar un mes para comenzar su explotación.

El atletismo cubano ha tenido que buscar estrategias para solventar la ausencia de un sitio para entrenarse en La Habana. Los trabajos de reconstrucción en el Estadio Panamericano comenzaron en el último trimestre de 2017 y desde entonces las actividades fundamentales se han trasladado al Estadio Pedro Marrero y se han complementado en el extranjero, con la realización de estancias preparatorias en México, República Dominicana y Europa.

La obra se ejecuta con la participación del Ministerio de la Construcción (MICONS) y del INDER. También ha sido decisivo el aporte de trabajadores de la Escuela Superior de Formación de Atletas de Alto Rendimiento (ESFAAR) Giraldo Córdova Cardín, sin los cuales – consideró Juantorena – el avance de estos trabajos no habría sido posible.

Pendiente queda la instalación principal, donde se debe situar una pista de la reconocida marca Mondo que desde hace algunos meses se encuentra en la isla y cuya colocación debe iniciarse próximamente, después que concluya esta primera parte.

Jordan Díaz habla de su oro olímpico de la juventud

tomado del blog DeporCuba

Por: Manuel Asseff Blanco/ Cubahora

El martes 16 de octubre de 2018 fue otro día dorado en la exitosa carrera deportiva del joven triplista Jordan Díaz, quien no deja de sorprender en el cajón de salto con actuaciones dignas de todo tipo de elogios.

En la III edición de los Juegos Olímpicos de la Juventud, concluidos en Buenos Aires, Argentina, el pasado día 18, el atleta oriundo de La Habana incorporó otra corona a su rico palmarés, en el que resalta la medalla de oro conquistada en el Campeonato Mundial juvenil de Tampere, Finlandia, en julio del presente año.

Tal fue su “abuso” en territorio argentino, que en la segunda jornada y final del triple salto clavó los pinchos en 17.04 metros en su primer intento, suficiente para ganar la competencia a pesar de fallar sus restantes tres tentativas.

Con ese resultado, si bien quedó 10 centímetros por debajo de lo conseguido en la primera fase, confirmó algo así como “el oro es mío, repártanse la plata y el bronce”, parafraseando la letra de una canción.

Y por si fuera poco la consecución del título, con su marca de 17.14 metros del día 13 de octubre hizo historia al romper el récord para ese tipo de certámenes, primacía de 16.37 m que estaba en poder del también cubano Radamés Fabar, impuesta en Singapur 2010.

Completaron el podio de premiaciones de esa modalidad —desde la distancia— el nigeriano Ineh Oritsemeyiwa y Praveen Chithravel, de la India, que se adueñaron de los metales de plata y bronce, respectivamente.

Y ojo, en el caso de Oritsemeyiwa fue el único rival de Jordan que pudo sobrepasar la barrera de los 16 metros con su registro de 16.34 el primer día de competencia. Nada, que el cubano estaba fuera de liga.

¿QUÉ DIJO EL CAMPEÓN?

A su llegada a la Terminal 3 del Aeropuerto Internacional José Martí, de La Habana, junto a la delegación de Cuba que conquistó cuatro preseas de oro y dos de bronce en la cita olímpica de la juventud, Jordan Díaz mostró su alegría por regresar con el deber cumplido.

“Estoy muy contento con ese resultado, nunca pensé llegar a 17.14 metros porque la temporada ha sido bastante larga y me sentía un poco cansado, además de que salté con solo siete pasos en la carrera de impulso”, declaró el triplista a Cubahora.

“Para mí fue una gran sorpresa esa marca, pero me siento satisfecho de haberla conseguido en una competencia tan importante”, aseguró el abanderado de la nación caribeña en la cita organizada por Buenos Aires.

También se refirió a lo vivido en Argentina fuera del ámbito competitivo; allí había un ambiente de diversión impresionante, la pasé súper bien, fue bonito conocer a muchas personas y atletas de otros países, expresó el habanero.

A su vez, Jordan elogió el apoyo del público argentino en las instalaciones; sin dudas ellos son parte del triunfo de nosotros, siempre nos trataron muy bien, afirmó el medallista de oro en el certamen universal de la categoría cadetes con escenario en Nairobi, Kenia, en 2017.

Por último, dijo que ahora descansará un poco para recargar las pilas y enfrentar los duros retos que se avecinan, como los Juegos Panamericanos de Lima, Perú, y el Campeonato Mundial de atletismo en Doha, Qatar, que serán el próximo año 2019.

 

Ernesto Revé y el orgullo de haber representado a Cuba

Tomado del blog DeporCuba

Ernesto Revé desde niño descolló como atleta y en el salto triple encontró la prueba que lo llevó a convertirse en un atleta de élite.

Y es que el guantanamero revolucionó su entorno con brincos de mucha valía; con 15 años ya superaba los quince metros y a los 19 años llegó hasta los 17.40 metros para igualar el record nacional juvenil que desde 1971 ostenta Pedro Pérez Dueñas.

Pero a Revé la vida le jugó una mala pasada. Comenzó a lesionarse y las molestias limitaron el progreso de su rendimiento. Así y todo, Ernesto ganó medallas mundiales como juvenil, estuvo con Cuba en diversos mítines y eventos internacionales y ganó, en 2014, un subtítulo en el Campeonato Mundial bajo techo de Sopot que constituyó el resultado más rimbombante de su adultez.

Ernesto Revé se perdió varias citas importantes, como los Campeonatos Mundiales de Moscú 2013 y A raíz de lo que toma la decisión de retirarse…con solo 24 años.

“Yo estuve nueve años en la preselección nacional, pero las lesiones me jugaron una mala pasada. Mi mejor resultado fue el subtítulo mundial indoor de 2014. El triple es una especialidad complicada y de mucho nivel en Cuba y yo estuve bastante agobiado por las lesiones, esto también frenó mi crecimiento y cuando concluyen los Juegos Olímpicos de Rio 2016 se reúnen conmigo y me explican que para el nuevo ciclo olímpico yo no era una de las figuras puntales, que había otras figuras que eran la prioridad”.

Fue duro, recuerda Revé, pero fui consciente de que había una generación de talentosos jóvenes que venía empujando fuerte con sus resultados en las categorías inferioresy comoquiera que yo había sido víctima de molestias en las últimas temporadas tomo la decisión de pasar a otro status. Fue difícil –repite-porque uno ama lo que hace, pero siento que fue el paso correcto”.

Alfredo Sánchez: “La IAAF nunca nos ha cuestionado la validez de las marcas”

tomado del blog DeporCuba

[block][block][block]Por: Lilian Cid Escalona y Andy Bermellón Campos

Alfredo Sánchez Barrios se enfrenta, cada día, a una labor titánica. Es el hombre que está detrás de la compilación, revisión y organización de cuanta marca produce el atletismo cubano. De su trabajo depende que la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo (IAAF, por sus siglas en inglés) reconozca los registros que acá se producen y que el mundo esté actualizado sobre accionar de los nuestros. Es un trabajo duro, que puede a llegar a ser bastante engorroso ya son pocos los escenarios nacionales donde las condiciones son óptimas para la recolección de estos datos.

Alfredo es una figura omnipresente, lo mismo en las Prueba de Confrontación con en los eventos de mayor alcance como la Copa Cuba o el Memorial Barrientos. Es un hombre orquesta, y merece nuestra reverencia, por su constancia y capacidad para solventar los obstáculos –que no son pocos- para mantener al día las estadísticas del atletismo cubano.

Alfredo, como buen hombre de números, no es dado a las entrevistas, por ello, es para nosotros un enorme placer poder publicar en Deporcuba estas declaraciones exclusivas del principal artífice de los datos en el atletismo cubano contemporáneo.

¿Cómo llega a esta profesión?

Desde niño siempre tuve afinidad por los deportes, aunque nunca me destaqué en la práctica de ninguno. A los 11 años, en 1976 a raíz de los Juegos Olímpicos de Montreal y la histórica doble victoria de Alberto Juantorena, empecé a hacer mis pequeños reportes personales sobre estadísticas del atletismo, pero no es hasta 1989, cuando a través del amigo Néstor Calixto, también fan de las estadísticas, que conozco al ya fallecido Basilio Fuentes Ferrer, historiador y estadístico del atletismo cubano de siempre, que me vuelco de lleno a esta tarea.

A partir de ese momento comencé a colaborar directamente con él en las estadísticas del atletismo de forma voluntaria como uno de los integrantes de la Asociación Cubana de Estadísticos de Atletismo (ACEA) que él fundó por esos años, aunque la misma se disolvió con el tiempo. A finales del 2006 comienzo a trabajar profesionalmente como estadístico, cuando paso a formar parte del Dpto. de Estadística Deportiva del INDER y empiezo a atender como estadístico el atletismo al igual que otros deportes como el Tiro Deportivo y el Pentatlón Moderno, los cuales continúo atendiendo en la actualidad.

 

Desde niño tuve afinidad por los deportes. A los 11 años, durante los Juegos Olímpicos de Montreal 1976, con la doble victoria de Alberto Juantorena empiezo a hacer mis primeros reportes estadísticos.

 

¿Cómo es el día a día de un estadístico de atletismo?

Nuestros días suelen ser muy cargados pues como este es un deporte que prácticamente no recesa de competir, siempre hay resultados por buscar y recopilar, además de todos los trabajos estadísticos que se puedan generar en el quehacer diario. Esta profesión se puede ejercer en Cuba vinculándose profesionalmente al Dpto. de Estadística Deportiva del INDER o a través de los Dptos. de Informática de las Direcciones Provinciales de Deportes y habiendo estudiado preferiblemente una carrera afín al deporte o a la informática, aunque aclaro que en mi caso particular soy graduado de Economía por lo que con interés y superación personal se puede llegar a ser estadístico deportivo.

Estadístico de atletismo, sí, pero, ¿es este su deporte favorito?

Por supuesto que el atletismo es mi deporte favorito porque es el deporte rey, cuenta con el mayor número de eventos, es un deporte muy fácil de entender y sus reglas no son nada complejas. De manera general tengo preferencia con todos los deportes de tiempos y marcas que generan récords pues es eso lo que más me atrae de los mismos. En un tiempo pasado también fui amante de las estadísticas del béisbol, pero el atletismo ocupa casi todo mi tiempo de estadístico.

¿Cómo se trabaja para darle soporte estadístico a un evento como la Copa Cuba o el Memorial Barrientos?

Para dar un correcto soporte estadístico a un evento es muy importante conocer previamente -con suficiente anticipación- todo lo referente al mismo, es decir, los eventos convocados, el horario de los mismos en todas sus fases, las inscripciones debidamente elaboradas con todos sus datos necesarios, así como tener actualizados todos los récords que se controlarán en dicha competencia. También depende de la calidad del trabajo de los jueces, es muy importante que realicen un correcto llenado de todas las planillas de terreno que se emplean en la competencia para poder brindar los resultados con rapidez.

Estamos listo para acoger una reunión de carácter internacional en nuestro país. ¿Cuáles son los elementos que se necesitan para asumir esto?

Considero que en algún momento no muy lejano volveremos a estar listos para acoger una competencia internacional de reconocido nivel en nuestro país pues para esto es necesario una serie de condiciones materiales, alguna de las cuales no existen en este momento. Lo primero es contar con un estadio adecuado para este tipo de competencias y este es el punto más flojo que tenemos actualmente, debe existir una pista en perfectas condiciones y debidamente homologada, lo cual no debe tardar mucho en hacerse realidad, pero ahora mismo no está. También hay que tener un sistema de cronometraje electrónico de calidad, que ya tenemos y con un sistema informático para el montaje de la competencia que por suerte existe desde hace unos cuantos años y que se ha probado exitosamente en competencias importantes en el exterior. No debemos olvidar otros factores no materiales como la elevada capacidad organizativa ya probada en grandes eventos como fue en el caso de los Juegos Panamericanos en 1991, la Copa del Mundo en 1992, el Campeonato Panamericano Juvenil en 1997 y el Campeonato CAC en el 2009.

 

…en algún momento no muy lejano volveremos a estar listos para acoger una competencia internacional de reconocido nivel en nuestro país.

 

¿Cuál es proceso para homologar un récord?

El proceso para homologar un récord depende del tipo de registro que se trate; por ejemplo, para homologar un récord mundial son múltiples las condiciones para oficializarlo, primero, la competencia debe estar calendariada de forma oficial, existir un sistema de cronometraje electrónico debidamente certificado en el caso de ser un récord de tiempo, la rectificación de la medición con una cinta metálica en el caso de ser una marca, el pesaje del implemento en el caso de ser un récord de lanzamientos, debe contarse con un video del récord implantado, también la prueba antidoping del atleta más una serie de planillas a llenar y enviar a la IAAF para su homologación. Ahora si se tratase de homologar un récord nacional los requisitos no son tan estrictos y se pudiera homologar teniendo en cuenta solo las primeras cuatro condiciones expuestas anteriormente y no son totalmente necesarias las tres últimas.

Se cuestiona mucho a nivel internacional -y nacional- las marcas que se generan en el Estadio Panamericano de La Habana. La IAAF, de hecho, en sus listados significa (EP) para los registros que se logran acá y esto se ha interpretado como una salvedad que genera cierta desconfianza. ¿Cuáles son las razones que llevan a esta especificidad?

Puedo asegurar que la IAAF nunca ha cuestionado la validez de las marcas que se producen en el Estadio Panamericano de La Habana y solo hace esta especificación de EP para aclarar bien la sede de competencia y diferenciarla de otras de la propia ciudad como el Estadio Pedro Marrero donde antiguamente se celebraban casi todas las competencias de atletismo y que yo espero que algún día vuelva a ser la catedral del atletismo cubano. En las listas mundiales de la IAAF en ocasiones se hacía esta misma aclaración para otras sedes como las ciudades de Nueva York, Boston, etc. Por otro lado mantenemos excelentes relaciones de trabajo con el estadístico principal de la IAAF el cual siempre ha reconocido nuestro trabajo por la calidad y seriedad del mismo.

Lo que es inadmisible que algunos medios nacionales, sobre todo en la televisión, se hayan cuestionado algunos de los registros que consiguen nuestros atletas en Cuba. Molesta más porque ni siquiera están presentes en el lugar en que se producen las mismas; eso es dudar de la calidad y la seriedad del trabajo de todos los funcionarios y trabajadores de nuestro atletismo y, sobre todo, dudar de nuestros jueces que están debidamente preparados para oficiar en las competencias que se celebran en nuestro país.

..es inadmisible que algunos medios nacionales, sobre todo en la televisión, se hayan cuestionado algunos de los registros que consiguen nuestros atletas en Cuba.

[block][block][block]
Alfredo Sánchez junto a Eduardo Biscayart en Cuba/ Foto tomada del perfil de facebook de nuestro entrevistado

Eduardo Biscayart, uno de los grandes comentaristas de futbol internacional, ha visitado nuestro país en múltiples ocasiones y usted es una de las personas que lo ha recibido. ¿Cómo surge la amistad con Don Bisca?

Conocí a Eduardo Biscayart a través de Basilio, con motivo de los Juegos Panamericanos de La Habana en 1991, cuando asistió en función de fotógrafo, que es otra de sus profesiones. Después estuvimos algunos años incomunicados, pero cuando empiezo a trabajar profesionalmente como estadístico reanudamos nuestra comunicación y hemos desarrollado una bonita relación de amistad y trabajo ya que Biscayart es también un reconocido estadístico y comentarista de atletismo. Biscayart me ha ayudado mucho a recibir publicaciones importantes de atletismo y también en mi reincorporación como miembro de la Asociación Internacional de Estadísticos de Atletismo (ATFS) de la cual es parte de su Comité Ejecutivo.

 

Dentro de sus años dedicados a esta profesión ¿Cuál es el momento más espectacular que ha presenciado Alfredo Sánchez?

Han sido varios los momentos importantes pues trabajé en el atletismo de los Juegos Panamericanos de La Habana en 1991 y la Copa del Mundo celebrada en La Habana en 1992. Más recientemente como estadístico de la delegación cubana he tenido la oportunidad de asistir a los Juegos CAC de Veracruz 2014 y a los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011 y Toronto 2015.

Sabemos que es un corredor de pruebas de largo aliento ¿Cuáles son las metas y retos actuales del Alfredo?

A partir de 1987 con el apoyo del amigo Javier Clavelo, también otro fan y conocedor del atletismo, inició mi afición por practicar carreras de largo aliento y empecé a participar en algunas carreras populares. Poco a poco me fui proponiendo nuevas metas y ya en 1990 corro mi primera media maratón. Hoy tengo más de 200 carreras populares realizadas, 26 de ellas de media maratón y he participado en 19 ediciones de Marabana. Con tantos años corriendo largas distancias aparecen las lesiones por lo que ya prácticamente solo corro para mantener una buena salud y sentirme bien. Ahora solo participo en alguna que otra carrera importante que se organiza, casualmente ahora me preparo para participar en la carrera de 10 km de Varadero.

¿Qué atletas le motivan admiración?

Bueno, la verdad es que son muchos los atletas que me motivan admiración, pero puedo nombrar seis (tres en cada sexo) dentro de Cuba a los que aprecio profundamente. Ellos son:  Alberto Juantorena, Javier Sotomayor e Iván Pedroso entre los hombres y Ana Fidelia Quiros, Olisdeilys (Osleidys) Menéndez y Yipsi Moreno entre las mujeres, pero como todos están retirados entre los activos puedo destacar a Leonel Suárez y a Yarisley Silva, por su constancia y dedicación en sus ya largas carreras deportivas. En cuanto al mundo en el pasado siglo mis preferidos son los norteamericanos Carl Lewis y Jackie Joyner-Kersee, pero en el presente siglo hay una figura que ha hecho historia y es el jamaicano Usain Bolt; entre las mujeres me quedo con la bella rusa Yelena Isinbayeva, también retirada hace poco tiempo.

¿Quién es el “MisterChip”[1] del atletismo?

Considero a Basilio Fuentes Ferrer como el MisterChips del atletismo cubano por su incansable labor de tantos años para divulgar la historia de nuestro atletismo y en el mundo admiro varios estadísticos que han desarrollado un magnífico trabajo pero destaco al inglés Peter Matthews por su meritoria tarea en los boletines estadísticos que emite durante todo el año, además el resumen anual que elabora llamado Athletics, una verdadera Biblia de las estadísticas del atletismo.

¿Qué huella quisiera dejar luego de retirarte como estadístico?

Creo que de una forma u otra nunca me retiraré como estadístico, siempre y cuando la salud me acompañe, estaré ejerciendo ya que aparte de ser mi profesión siempre ha sido un hobby para mí. Solo quiero seguir siendo un continuador de la obra iniciada por Basilio como referente de la historia del atletismo cubano publicando libros donde se actualice y enriquezca nuestra historia. Por cierto, adelanto que ya junto a un viejo amigo y amante también de las carreras de fondo, estamos enfrascados en la elaboración de mi primer libro que trata sobre el fondo cubano haciendo hincapié en las carreras más largas, la media maratón y la maratón.

Hora de lanzarse a la piscina ¿Cuántas medallas pronostica para Cuba en Barranquilla 2018?

Quizás la pregunta más comprometedora de esta entrevista pero me atrevo a hacer un pronóstico anticipado para los venideros Juegos CAC Barranquilla 2018. Teniendo en cuenta la historia y que habitualmente algunas de las principales figuras del área, específicamente de las islas del Caribe, no participan en estos Juegos y a pesar del proceso de renovación que actualmente pasa nuestro atletismo Cuba debe mantener el primer lugar por países en el atletismo de los Juegos alcanzando entre 16 y 18 medallas de oro. De lograrse este resultado, lo consideraría muy bueno ya que se produciría en un entorno algo diferente a los Juegos CAC Veracruz 2014 debido a la época del año en que se realizará esta edición, el crecimiento deportivo de los atletas colombianos que serán beneficiados de cierta manera al ser la sede de los Juegos y el ya mencionado proceso de renovación que vive actualmente nuestro atletismo.

 

Cuba debe mantener el primer lugar por países en el atletismo de los Juegos alcanzando entre 16 y 18 medallas de oro.

 

¿Que necesitaría para que su trabajo sea más eficaz?

Solo me gustaría contar con un sistema de competencias que funcionara como base de datos, pues serviría de mucho para la elaboración más rápida y eficaz del ranking nacional tan necesario para nuestro trabajo. También es imprescindible mantener una conexión a internet potente para estar debidamente actualizado de todo lo que acontece en el atletismo mundial.

Javier Sotomayor, sus saltos en cifras y detalles

tomado del blog DeporCuba

Por Eddy Luis Nápoles Cardoso

Hace unos días, para ser preciso el viernes pasado, el Príncipe de las Alturas, Javier Sotomayor Sanabria, ha celebrado sus 50 años de vida (Limonar, Matanzas, 13 de octubre de 1967) y a modo de homenaje sería bueno hacer un recuento de sus mejores saltos, revelando detalles poco conocidos en este aspecto.

Sotomayor es el saltador de altura con más brincos sobre los 2.40 metros, listón que superó en 24 ocasiones, muchas bibliografías lo registran con 21 saltos, pero resulta que en tres ocasiones en una misma competencia se elevó por encima de esa cuota. La primera de ellas fue en Salamanca, España, el 8 de septiembre de 1988, momento donde implantó su primer récord mundial, allí tuvo un gasto de nueve saltos para finalmente lograr el 2.43; salvando las tres primeras alturas con un brinco en cada una de ellas, 2.20, 2.25 y 2.30, pero sobre 2.36, realizó dos nulos y uno válido, luego saltó 2.40 en el primero y 2.43 en el segundo.

La segunda oportunidad que saltó dos veces sobre los 2.40 en una misma competencia, fue en San Juan, Puerto Rico, durante el Campeonato Centroamericano y del Caribe de Atletismo, hecho acontecido, el 29 de julio de 1989, ahora logró una secuencia perfecta en las cinco primeras alturas; 2.24, 2.26, 2.30, 2.34 y 2.40, gastando dos brincos para superar el 2.44, su segundo récord mundial al aire libre. La tercera y última ocurrió en el Gran Prix Diputación de Sevilla, el 5 de junio de 1994, ahora con una competencia menos limpia, inició perfecto en 2.25, luego saltó 2.31 en el segundo y 2.34 en el tercero, para pasar los 2.40 y 2.42 con un salto per cápita, intentando infructuosamente en tres ocasiones, el 2.46.

Precisamente, siguiendo con las revelaciones, les comento que Sotomayor intentó superar en cinco oportunidades, su propia cuota mundial de 2.45, todas realizadas en 1994 y siempre intentando los 2.46; la primera de ellas, en ese mencionado Gran Premio de la capital de Andalucía. La segunda aconteció, el 25 de junio, en La Habana, durante el Campeonato Nacional “Copa Cuba”, donde Javier Sotomayor realizó una excelente demostración, al iniciar perfecto sobre 2.20, seguido de 2.26, luego un nulo sobre 2.35, un salto sobre 2.41 para terminar con dos nulos en 2.46. La siguiente ocasión tuvo lugar, el 10 de junio, en el tradicional Festival de Salto de Altura, que se celebra en Eberstadt, Alemania; aquí, inició perfecto en 2.24, renunciando a 2.27 y 2.30, saltando en el primero 2.33, pero en la siguiente altura (2.36) realizó dos nulos y uno válido, superando los 2.40 con un salto y tres faltas sobre 2.46. Cinco días más tarde, en Londres, durante el TSB/Gran Prix, estuvo perfecto en la tres primera altura, 2.25, 2.30 y 2.35, luego realizó dos faltas y uno exito sobre 2.41, para terminar con dos nulos en 2.46.

Su último ataque al fenomenal 2.45, ocurrió el 11 de septiembre, también en la capital inglesa, ahora durante la VII Copa del Mundo de Atletismo, con una magistral competencia, que transcurrió sin faltas desde el inicial 2.20 hasta 2.40 (2.28, 2.31 y 2.35), gastándose finalmente tres saltos en 2.46.

Entrando en otros detalles, tenemos, que la primera ocasión que saltó sobre los 2.40 metros, fue precisamente aquel 8 de septiembre de 1988, en Salamanca, España, con apenas 20 años, 10 meses y 25 días, siendo el saltador más joven en lograrlo; mientras que la última, aconteció, el 25 de marzo de 1995, en Mar del Plata, Argentina, durante los XII Juegos Panamericanos, ya con 27 años, cinco meses y 12 días.

Sus mayores saltos por años, fueron así; en 1994, logró diez brincos sobre los 2.40, seguido de 1989 y 1993, ambos con cinco, en 1988, solo venció esa altura en dos oportunidades, cerrando, con una en 1991 y 1995, respectivamente.

En otro aspecto, tenemos que las ciudades agraciadas para los récords mundiales de Sotomayor fueron, Salamanca, en 1988 y 1993, Budapest y San Juan, en 1989, mientras que Sevilla, Londres (en dos ocasiones), Eberstadt y La Habana, presenciaron los intentos fallidos por superar su propio tope mundial de 2.45.

A parte, de sus seis triunfos en Campeonatos Mundiales, dos al aire libre y cuatro bajo techo; en los Juegos Olímpicos de Barcelona, 1992 y en el mundial junior de Atenas, 1986, eventos donde doblegó a todos sus adversarios; Sotomayor venció a los mejores exponentes del salto de altura de los años 80 y 90 del pasado siglo, la época dorada de esta especialidad.

Por solo mencionar algunos, durante la temporada de 1988, triunfó en el Día Olímpico de Berlín, Memorial Van Damme de Bruselas, Bislett Games de Oslo, en Koblenza, Rieti, Kvarnsveden, Atenas, Berna y Schwechat, escoltando al sueco Patrik Sjöberg en el Nikaia de Niza, pero dejando en la saga en esos eventos, entre otros, a los alemanes Dietmar Mögenburg y Carlo Thränhart, al ruso Gennadiy Avdeyenko, al rumano Sorin Matei, al italiano Robert Ruffini, al francés Jean-Charles Gicquel y otros menos conocidos, como el bermudés Clarence Saunders y los estadounidenses Thomas McCants y James Lott.

En 1989, entre otros eventos, repitió la dosis en Oslo, se contabilizan también en la DN Gala de Estocolmo, en el PTS de Bratislava, en el ISTAF de Berlín, en Saint Denis, en Simmeraht, en Genova, Sevilla, Madrid, Westwood. Entre los vencidos se citan, el sueco Patrik Söberg, ex-recordista mundial, al ruso Gennady Avdeyenko, titular olímpico de Seúl; el estadounidense Hollis Conway, el ucraniano Rudolf Povarnitsyn ex-plusmarquista mundial y el alemán Carlo Thränhart.

En las temporadas de 1992 y 1993, sus principales triunfos se registraron en Eberstadt, ISTAF de Berlín, la Weltklasse de Zürich, Expo de Sevilla, la Golden Gala de Roma, el BNP Villeneuved’Ascq, el Herculis de Monaco, el TSB de Londres, el McD de Sheffield, el Toto de Fukuoka, en Saint Denis, en Verona, La Coruña, también se impuso en el meeting bajo techo de Chicago. En estos eventos derrotó en varias ocasiones, entre otros, a Sjöberg, a Conway, al alemán RalfSonn, al inglés Steve Smithal bahamés Troy Kemp, al serbio DragutinTopic, etc.

En las temporadas de 1994 y 1995, se impuso en Eberstadt, en la Expo de Sevilla, el TSB de Londres, el Nikaia de Niza, la Golden Gala de Roma, la Athletisima de Lausana, en el Bannes Gran Prix de Sao Paulo, en el ISTAF de Berlín, en Madrid, también en Frankfurt, en Spala. Entre los derrotados se citan, Kemp, Gicquel, al australiano Tim Forsyth, al noruego Steinar Hoen, al alemán Wolf-Hendrik Beyer, al inglés Dalton Grant, al estadounidense Charles Austin, al colombiano Gilmar Mayo, el polaco Artur Partyka, al griego Lábros Papakóstas, etc.

Revisando el historial competitivo de Sotomayor, observamos, que al adversario que derrotó en más ocasiones fue a Troy Kemp, con cerca de una veintena de victorias, pero el bahamés lo venció en una oportunidad, a la hora buena, en la cita mundial de Göteborg 1995, donde ambos saltaron 2.37, pero el cubano lo hizo en el tercer intento y el bahamés empleó uno menos.

En cuanto a sus saltos por continentes, claro, los mejores corresponden a Europa, que es donde más se compite; salto 2.45 en Salamanca, España, en 1993; en América, logró 2.44, en San Juan, Puerto Rico, en 1989; en Asia, 2.36 en Tokio, Japón, en 1991 y en Oceanía, 2.32 en Sydney, Australia, en 2000.

Sus saltos tuvieron por sede grandes y conocidas urbes, como: Londres, New York, Paris, Berlín, Roma, Moscú, Madrid, Atenas, Ciudad de México, Chicago, entre otras, pero también exhibió la potencia de sus piernas en otras menos famosas, como Wuppertal, Arnstadt, Simmerath (Alemania), Pau (Francia), Spala (Polonia), Somoskö, Salgótarján (Hungría), Ravenna, Caserta (Italia), Schwechat (Austria) y Fairfax (Estados Unidos).

En Cuba, aparte de saltar en La Habana, en el Estadio Pedro Marrero y en el Estadio Panamericano, también lo hizo en Santiago de Cuba, en la pista Pepe del Cabo, durante el Nacional Juvenil de 1986 y en Camagüey en la Patricio Lumumba, en el marco de los Festivales de saltos en homenaje a Manuel Pérez Ruiz (Casanova), correspondiente a 1996 y 2000.

Hoy a casi 30 años de su primer récord mundial, aquel 2.43 de Salamanca, sus otras dos cuotas, 2.45 al aire libre y 2.43 bajo techo se erigen como valladares infranqueables para los saltadores

A %d blogueros les gusta esto: